Minicréditos online

Consigue minicréditos online en solo 3 pasos

100 1000
61 90
El plazo de los préstamos que comparamos oscila entre 61 días y 12 meses.
El TAE mínimo es del 0% y el TAE máximo de 2424,60%. Las condiciones varían en función de cada perfil.
Ejemplo representativo: un préstamo de 2000€ durante 12 meses, el importe a devolver serán 3816,77€ y la T.A.E. de 290,60%

¿Para qué sirven los minicréditos online? Los minicréditos online, también conocidos como mini préstamos o préstamos online, son ideales para solventar imprevistos o financiar un proyecto en particular, como por ejemplo para poder comprar ese Coche que tanto te gusta, amueblar tu casa sin preocupaciones, comprar un electrodoméstico que te ahorrará tiempo y esfuerzo o incluso para pagar esas vacaciones soñadas que tenías en mente hace tiempo.

Junto a las entidades financieras tradicionales, surgen nuevas entidades financieras en el mercado digital, para dar una respuesta más eficaz, confiable y rápida al consumo de las familias, con un único objetivo: satisfacer la demanda de un pequeño préstamo rápido desde dónde quieras, a la hora que lo necesites.

Características de los minicréditos online

Los minicréditos online son una opción de financiación útil y conveniente debido a las siguientes características:

  • Son rápidos. Si requieres de un pequeño préstamo, y tu solicitud es aprobada, puedes estar tranquilo de que lo recibirás rápidamente en tu cuenta bancaria en un plazo de no más de 24 horas.

  • Son 100% transparentes. Antes de realizar la solicitud, te recomendamos que utilices nuestro simulador de minicréditos rápidos, introduciendo la cantidad de dinero que necesitas y el plazo de tiempo en el que deseas devolverlo. De esta manera, tendrás visibilidad previa a la solicitud, del monto que debes devolver en el plazo seleccionado. Una vez realizado esto, podrás solicitar el crédito. Además, después de que tu solicitud se haya aprobado, recibirás el contrato del minicrédito online con toda la información relevante.

  • Se solicitan de forma online. Solicita tu minicrédito de forma digital y segura desde dónde quieras en el momento que más te convenga. 

 Ventajas de los minicréditos online

  • Los minicréditos o mini préstamos se pueden solicitar al instante y sin papeleos cómodamente desde tu casa de manera digital.

  • Son más accesibles que otros créditos o préstamos. Los minicréditos online pueden ser solicitados por trabajadores en relación de dependencia, autónomos, estudiantes, jubilados o personas que cobran el paro.

  • Puedes solicitar un minicrédito de entre 50 y 1.000 euros a devolver en 30 días.

  • No es necesario presentar nóminas o avales para solicitar un crédito rápido.

  • Solo necesitas ser mayor de 18 años de edad, ser titular de una cuenta bancaria y realizar tu solicitud de préstamos a través de una página web segura, intuitiva y sencilla de usar, incluso desde el teléfono móvil si lo necesitas.

¿Cómo solicitar minicréditos online?

Utiliza el simulador de minicréditos rápidos y cuando hayas definido la cantidad de préstamo que deseas y el plazo de tiempo en el que estás dispuesto a devolver el dinero, pulsa en “Solicita”. A continuación, completa el formulario que te llevará menos de 10 minutos y envía tu solicitud. Tu solicitud se revisará rápidamente y si todo va bien, se realizará la transferencia del préstamo directamente a tu cuenta bancaria en un plazo de no más de 24 horas.

Pequeños préstamos con ASNEF

Si figuras en ASNEF también es posible que se apruebe tu solicitud de minicréditos online. ¿Por qué? A pesar de que a veces las personas no disponen del dinero suficiente para poder solucionar un impago importante, esto no afecta su disposición de pago, de forma que figuran en el fichero de ASNEF pero son serios y formales en su día a día y tienen intención de devolver el dinero, por este motivo en muchos casos se aceptan las solicitudes de minicréditos online con ASNEF.

Minicréditos online personalizados según tus necesidades

En Doctor Dinero no solo te ofrecemos minicréditos online y rápidos, sino que además te damos a conocer qué minicréditos de todos los ofertados por las diferentes entidades financieras, se ajusta mejor a tus necesidades. Compruébalo por tí mismo, accediendo aquí.

Sigue leyendo si quieres obtener más información sobre las diferentes entidades financieras y sobre la historia de los minicréditos online.

Empresas tecnológicas, las nuevas prestamistas

Estas nuevas entidades, que operan íntegramente en el mercado digital, ofertan minicréditos online de cantidad entre 50 y 1.000 euros (el importe del primer microcrédito no suele superar la cantidad de 300 euros) a devolver en 30 días.

La amplia oferta de minicréditos online, de mano de diversas empresas crediticias que operan de forma exclusiva en la red, es cada vez mayor. Normalmente, los prestamistas se distinguen según los tipos de interés que ofertan (honorarios), los plazos de devolución y las cantidades máximas y mínimas que están dispuestas a prestar. Cada vez son más los que lanzan promociones especiales, como la posibilidad de solicitar un minicrédito rápido de mayor cuantía si se trata de un cliente recurrente o incluso de disfrutar de descuentos en el primer crédito.

Existen empresas que no solicitan ningún tipo de documentación para que la solicitud del préstamo sea aprobada, por lo que no es necesario que dispongas de una nómina física. Inclusive algunas te pueden aprobar la solicitud de préstamo aunque figures en algún fichero de morosidad o en ASNEF como es el caso de Préstamer, MyKredit, Twintero o Kredito24.

Para aquellos clientes que realizan su primera solicitud puede que la comprobación de identidad e ingresos se realice de forma automática a través de la solicitud de lectura de la cuenta bancaria de la que eres titular. Este sistema que se denomina Bank Reader en la jerga Fintech, es utilizado por ejemplo por Fintonic y las financieras prestan este servicio a través de proveedores externos como Instantor, Pich o Kontomatik.

Como la solicitud de los minicréditos se realiza de manera online en las plataformas de las entidades financieras, todas son segura y protegen los datos de los clientes. Además, cuentan con políticas de privacidad para resguardar al cliente. A su vez, el préstamo y la devolución posterior se realizan por transferencia bancaria, por lo que en ningún momento se hace una transacción con dinero en efectivo.

Situaciones en las que solicitar un minicrédito

Existen muchas situaciones en las que podemos tener una necesidad y requerir la solicitud de un minicrédito rápidamente. En la mayoría de los casos se trata de casos aislados en las que un gasto inesperado requiere que consigamos liquidez en el corto plazo. De hecho, su principal finalidad es básicamente esa: superar problemas de liquidez que no podrían afrontarse de otra manera. Uno de los claros ejemplos es la reparación de un coche por una avería que no esperábamos o con algo relacionado con el hogar.

Los minicréditos online tienen como objetivo principal sobreponerse a situaciones puntuales en la que se requiere de liquidez de forma urgente. Los motivos, como hemos dicho, pueden ser diferentes. Desde reparaciones hasta poder solucionar un descubierto en una cuenta. También para poder pagar recibos que no pueden esperar. Una de las principales ventajas es la velocidad en la que vamos a conseguir el dinero y los pocos trámites que vamos a tener que llevar a cabo.

Además de tu vehículo o tu hogar también puedes requerir un préstamo cuando quieres hacer un curso o matricularte en la universidad para estudiar algo que no puede esperar. El precio de la matrícula puede ser alto, y quizás quieres pagarlo a plazos pero desde la institución no puedes acceder a ningún tipo de financiación. Con esta opción tendrás múltiples opciones de créditos con un plazo de devolución flexible adaptado a tus necesidades.

Incluso, podemos estar pensando en realizar el viaje de nuestros sueños pero nos falta liquidez para pagar los billetes de avión, el hotel o las excursiones que queramos llevar a cabo. Aunque se trate de ocio, también se puede financiar con este tipo de préstamos. Otros eventos únicos en la vida como puede ser una boda, una luna de miel o un aniversarios o cumpleaños especial también puede requerir de liquidez inmediata para poder financiarlos de forma adecuada sin que tus otras necesidades puedan verse comprometidas.

Por ello, en Doctor Dinero puedes encontrar la mejor comparativa de créditos rápidos para poder financiar tus necesidades de una forma cómoda y sencilla. Te asesoramos de forma experta para encontrar la opción que más se adapta a lo que estás buscando. Contamos con opciones en la que debes devolver el crédito en solo 30 días, y otras mucho más flexibles. Por otro lado, también puedes encontrar minicréditos online con ASNEF, si por alguna circunstancia has sido inscrito en algún fichero de morosidad.

Analizaremos tu caso al detalle y si vemos que cuentas con la solvencia suficiente se te concederá el préstamo, independientemente que puedas estar en ASNEF. En algunos casos, podemos estar en este tipo de ficheros simplemente por no haber pagado alguna factura de teléfono en algún momento determinado o por importes realmente pequeños. Con este tipo de préstamos tampoco será necesario en muchos casos que presentes ningún tipo de documentación, y simplemente los sistemas inteligentes analizarán tu banca online de una forma segura y donde todos tus datos estarán completamente protegidos.

Por ello, hay muchas situaciones en nuestra vida cotidiana en la que podemos requerir un minicrédito de este tipo. El abanico de opciones es realmente grande y, por tanto, aunque es importante que llevemos a cabo una buena planificación financiera siempre contaremos con este comodín si surge algo que no esperábamos. De esta forma, no tendremos que sufrir por conseguir la liquidez necesaria para afrontar los gastos que podamos tener. La tasa de interés y el plazo de devolución también es algo que podemos adaptar a las necesidades que podamos tener en nuestro día a día.

La historia de los minicréditos

Los minicréditos surgen en 1974 en Bangladés, año en el que el economista y líder social Muhammad Yannus propuso un sistema de prestación de pequeños créditos a las personas con bajos recursos. Los bancos se negaban a proporcionar estos servicios, debido a la baja probabilidad de impago, por lo que Yannus creó su propio banco Grameen especializado en pequeños préstamos con el objetivo de lograr la inclusión social. 

A partir de entonces, el sistema de minicréditos llegó a los Estados Unidos en la década de los 80 hasta asentarse en el 2000. Fue considerado un producto financiero y de consumo sin avales y a corto plazo. 

El Reino Unido fue el primer país del continente europeo en utilizar este sistema de concesión de pequeños préstamos mediante entidades como Wonga.com o Via SMS Group. Estas empresas comenzaron a extenderse en el 2008 a otros países de Europa. Actualmente algunos ejemplos de prestamistas en España son Vivus o Cashper.

Debido a su carácter histórico, tiene sentido entonces afirmar que los minicréditos se hacen más populares durante crisis económicas, ya que las personas no cuentan con la posibilidad de solicitar un crédito bancario. Esto se debe al endurecimiento de los requisitos bancarios para acceder a los préstamos, por lo que las personas recurren a minicréditos para financiar pequeñas urgencias. A su vez, son inclusivos, es decir todo tipo de ciudadano puede acceder a los mismos, desde trabajadores en relación de dependencia, hasta personas en paro.

La llegada de Internet también tiene una gran influencia en el incremento de solicitudes de minicréditos online. Gracias al fácil acceso digital, cualquier persona tiene la posibilidad de pedir un minicrédito en cuestión de minutos, cómodamente desde su casa, que se le transfiere en tan solo 24 horas.

Los retos del futuro

Todo apunta a que el acceso al crédito mejorará ostensiblemente, ya sea porque crezca la oferta digital de minicréditos o porque el precio de los mismos se vuelva más atractivo. Resulta realmente cómodo la posibilidad de contar con el dinero en menos de una hora. Hacemos la solicitud, se comprueba nuestra solvencia y si es aceptada el dinero ya está camino de nuestra cuenta bancaria. Todo sin movernos de casa y solo necesitando un dispositivo móvil con acceso a Internet.

A su vez, debido a que nos encontramos en una etapa donde la información y la tecnología juegan un rol fundamental en nuestras vidas, más empresas prestamistas estarán involucradas en proporcionar servicios de préstamos rápidos enfocadas en la comodidad, agilidad, seguridad y facilidad, con el objetivo de mejorar su servicio y la experiencia del usuario a la hora de pedir minicréditos online desde sus plataformas.

Solicita